Seleccionar página

Fotos: Pablo Cambronero

Octubre 2008,  Jazz Café San Pedro, un apretón de manos, unas cuantas preguntas y unos minutos en la prueba de sonido, eso era todo lo que conocía de Señor Loop. Con eso bastó para que quedara cautivada por su música, me hiciera adicta a sus discos y me sintiera totalmente motivada para realizar la travesía y visitar su tierra. Esta vez con bisturí en mano… dispuesta a llegar hasta las entrañas, el corazón y el torrente sanguíneo de esta gran banda.

Una tarde movida en Panama City, el proceso de pre-operatorio ya había empezado cuando llegamos, Iñaco, Lilo, Carlos y Chale nos esperaban un poco adormecidos por nuestra tardanza.

Libreta, grabadora de voz… todo parecía estar listo pero… un “Drum doctor” invitado que nos plantó,  al parecer salió a “Washearse” las manos y no regresó… la responsabilidad estaba en mi mano temblorosa, pero no había tiempo para tutibear.

A lo que vinimos…

EscuchaMalhumox

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.

Insición #1:

Escuchar el disco “MCMLXXXII” puede llevarlo a uno por un viajecito a distintas zonas corporales: las piernas en “Insensato”, la cabeza en “1982”. Cuéntennos un poco del proceso creativo de concepción y producción del disco.

Lilo: “Es chistoso porque nosotros hicimos un gran esfuerzo por tratar de que el disco sonara más uniforme que los discos anteriores, la música que yo escucho es bastante diversa la una de la otra y para mí un disco tan diverso no es tan raro como para otra persona que es más general.

Generalmente los grupos tienen un estilo más cerrado y más uniforme pero a nosotros nos ha salido así, entonces al final de más de 20 canciones que grabamos quedaron en 11 tracks, por eso, por tratar de guardar una línea, pero al final hay cosas que no puedes controlar… pero si tratamos que fuera un disco de rock”.

Iñaco: “El concepto principal era tocar más distorsión y algo más simple, el disco es algo más oscuro, quizá más profundo y más rock, quizá… pa ese lado fue.”

Lilo: “Más minimalista yo creo”.

Carlos: “Cuando fuimos a tocar para el Papaya Fest éramos un combo de 8 personas, llegamos a un momento que dijimos queremos simplificar un poco”.

Caito y Jose hermanos de Lilo abandonaron el proyecto, además de otros músicos, así que con 4 individuos fue más que suficiente para reorganizar el tejido y crecer.

Lilo agrega que fue un momento lindo cuando eran más, pero sin duda era complicado. A él le gusta más este concepto.

Iñaco: “La grabación fue como al revés, la grabación era el proceso creativo, lo que ellos quisieran hacer”.

Transplante

Hablemos un poco de su última visita a Costa Rica ¿Qué expectativas que tenían?

Lilo: “Fue bien rico, te da ganas de hacer otras cosas, te das cuenta de que puedes hacer ese mismo movimiento en cualquier país, la logística cambia, pero es muy bonito. Reunimos una plata, compramos unos tiquetes de avión y fuimos pa’ allá, pero yo no tenía ninguna expectativa, porque tocamos en el Papaya Fest y había un montón de gente que ya estaban ahí, esta vez nosotros dijimos estamos jugándonos toda por toda.

Pero de repente vas y te encuentras gente que te habla de historia de tu grupo y todo, tú no sabes donde más está pasando eso, por el myspace, la verdad todo puede ir mucho más allá.

Para Chale la última vez que vinieron pudo haber sido más grande, impresionados con la escena de rock tico la banda desea regresar pronto a nuestro país.

Independencia
La independencia y la recesión económica han servido para que  la banda pueda tocar más.

La descarga de su música por internet les ha servido en parte para promocionarse ¿Cómo ven ustedes todo eso de la piratería, les importa o no?

Carlos: “Si la gente que no tiene formas de pago y que no tiene un centavo, se trata de que la gente te escuche y tocar.

Un disco no es un trabajo fácil de hacer, pero musicalmente cualquiera hace un disco, pero no cualquiera se trepa en un escenario y toca, es una cuestión que tu puedes disfrutar”.

Iñako: “Hay manes que se gastan 20, 30, 40 mil dólares haciendo un disco. Nosotros nos hemos gastado como 30 000 dólares  por disco y está en cuentas por pagar”.

Sistema Nervioso
Lo peculiar de Señor Loop es que no ha podido tener manager, no han encontrado a alguien.

Carlos: “Somos perfeccionistas y queremos estar al tanto de todos los detalles y controlando todo, pero no sé, nos hemos encontrado con muchas personas que han tenido la intención de ayudarnos pero por alguna razón u otra no funcionan”.

Chale: “También cuenta la integridad artística”.

La integridad artística, es una actvidad tan casera. En Panamá no hay gente que se dedique a eso, ellos pagan el equipo, y organizan sus propios conciertos a los que asisten hasta 800 personas (eso allá es una buena cifra).

Ya que les va tan bien A ustedes ¿Se sienten exitosos?

Lilo: “Si claro estamos tocando, eso es un éxito. Que si somos exitosos es otra cosa, es una sensación increíble. Mi trabajo no está hecho… yo quisiera que la gente atesore mis canciones a un nivel de Japón y eso, pero yo me siento bien la verdad”.

Iñako: “Cuando estamos tocando y veo a mis compañeros de la banda, estamos todos juntos y hay como un entendimiento, eso es lo que me hace a mí sentirme orgulloso”.

Lilo: “Una candela ahí cuando uno toca… eso no se puede describir ni cambiar por ningún otro tipo de sentimiento, bueno para mí. Pero uno practica y la vaina, pero tú te vas al toque y eso se fue, tienes que darlo todo”.

Chale: “Yo siento que nos hicieron bien los viajes, porque como ensamble eso toma un tiempo”.

Cuando Caito (baterista y hermano de Lilo) abandonó la banda para enfocarse en proyectos personales y Chale ingresó a la banda pasaron por un proceso de entendimiento. En medio de barbacoas y ensayos vivieron un proceso de adaptación.

Chale: “Al principio cuando empezábamos a tocar (eso es normal) como que el bajo y la batería tocábamos el mismo punto de la canción pero en diferente lugar,  pasa eso como que las cosas no están totalmente (Lilo agrega: Cuajadas) engranadas”.

Para Carlos el escenario es un lugar para descargar emociones, las mismas le jugaron una mala pasada a Lilo: “A mí me pasó una vez que patié una bocina y se me rompió un pié por pura estupidez”.

Varias anécdotas corren por el torrente sanguíneo de los integrantes de Señor Loop pero la frase de Lilo queda grabada para la memoria como un consejo.

“La estupidez cuesta caro y me costó un billete esa vaina… todavía me duele”.

Nos desviamos un poco del tema y Chale se encarga de encaminarnos: “Volviendo a la vaina del éxito …”

Lilo: “Gracias”.
Chale: “Yo creo que lo que hay en el grupo es un ‘feeling’ de optimismo con lo que se puede hacer. Yo acabo de entrar al grupo y musicalmente ya entendí la vaina, lo que yo digo es como optimismo. Hay que ponerse las pilas y es lo que estamos haciendo ahora mismo”.

Lilo: “Exitoso pero hemos sentado la verdad, verdad, verdad, con todos estos años aquí en Panamá hemos sentado algún tipo de pauta y creo lo chistoso es que es una pauta bien sutil como en un mundo subterráneo porque no es una cuestión como de prensa que uno habla pero toda la gente está clarito. A gente como de todos los estratos sociales con los que yo convivo a diario, le encantan las canciones.

Jovenes panameños ensayan en sus casas las canciones de Señor Loop, para la banda ese es uno de sus mayores orgullos, ser influencia para aquellos que están empezando su propia banda.

Lilo: “Eso es grande, que la gente de aquí te respete y te quiera. Eso es bonito también para las futuras generaciones. Es como decirle a la gente que si se puede hacer una cosa de calidad”.

Iñaco, Carlos, Chale y Lilo aprendieron a tocar ellos solos en sus casas con sus hermanos viendo videos, podría ser esta una de las explicaciones del porqué el sonido de la banda es tan especial.

Carlos: “Talvez porque no tenemos esa educación formal empezamos a ver la música de otra manera… creo yo”.

Caito hermano de Lilo participó en la letra de Insensato, la primera estrofa fue inspirada en una situación que le ocurrió a un amigo: “El hermano le disparó en el pie y el man se veía potencialmente un portero de fútbol. Pelearon por un helado… yo creo”.

La más bizarra situación fue inspiradora de una canción que casi casi no graban, pero Iñaco insistió y el resultado es más que eléctrico y bailable.

(Conversación sobre helados, copos granizados y raspados que no viene al caso).

La herida está sangrando incontrolablemente, el panorama se torna oscuro, y viene un partido de fútbol, es hora de suturar, mientras voy con hilo y aguja les dejo con las últimas puntadas.

Si se pudieran nombrar un órgano o un componente de Señor Loop ¿Cúal serían y porqué?

Iñaco: “Yo diría que Lilo viene siendo como el alma pero dependiendo de la situación”.

Lilo: “Hay momentos en que yo soy positivo y otros negativo. Hay situciones que ellos pueden manejar mejor que yo. Todo mundo está clarito en lo que puede hacer y no hay ningún tipo de problema por eso.

Eso es difícil porque en algunas situaciones algunos somos la cabeza, algunos el corazón.

Lilo: “Carlos es un tipo muy correcto no se gasta el dinero, es una figura rara… como paterna, él es la estrella de la banda, a mí me gusta muchísimo… si yo no escucho el bajo gordo yo no escucho, es muy importante en la música de nosotros”.

Iñako: “A él le molesta un poco pero últimamente como que dejamos de tocar y solo dejamos a Carlos ya a Chale tocando el bajo y la batería y nos ponemos a bailar, eso es todo, es como el esqueleto y los músculos, nosotros vendríamos siendo como el pelo”.

Iba con ganas de desmentir ese mito urbano que ya era común escuchar por parte de mis amigos panameños ¿Cuál es la relación de la banda con Cerati?

Lilo: “Nosotros en algún momento fuimos influenciados por Cerati, cierta generación latinoamericana lo es. (Iñako al fondo: Nadie se escapa)”.

(Risas)

La influencia de Cerati para Lilo es algo cultural, algo que se lleva en la piel, de un momento para atrás ha sido significativo en su vida musical. Lilo compartió escenario en él durante el  tour de “Siempre es hoy” cuando lo llamaron para participar en la canción “Altar”.

Epidermis

Además los integrantes de la banda se dedican a sus familias y a otras labores directa e indirectamente relacionadas con la música. Iñako acaba de terminar el disco de Mabí, y está trabajando con El Papo Vecino, además hace jingles y más jingles… ahhh y también conduce naves espaciales (video juegos).

Lilo trabaja haciendo jingles, graba como baterista para otros grupos, y es productor, entre sus proyectos está el disco de Alejandro Largota (artista panameño), también hace locución y fue presentador de tv.

Chale aparte de tocar con El Papo Vecino es profesor de música y Carlos es “El abogado del Diablo” es el “manager” de la banda, es socio en Diablo Rosso (una tienda muy cool que tienen que visitar cuando vayan a Panamá) y además hace serigrafía, hace un poco de todo.

Transplante #2

Señor Loop despertó y viene para tikicia más pronto de lo que esperan, pronto en ASM  todos los detalles de su visita.

La banda le envió a nuestros lectores un afiche de “MCMLXXXII” edición limitada autografiado, pueden participar por el poster + un paquete especial de aniversario-> AQUÍ.

Les dejamos con esta galería de imágenes de la entrevista que realizamos en Diablo Rosso.