Seleccionar página

Hace casi un año nuestro colaborador y compatriota radicado en San Francisco California, Guillermo Durán, nos compartió su ensayo fotográfico sobre el festival Burning man que se lleva a cabo en el desierto de Black Rock, Nevada.

Para este año nos encontramos con que el reconocido diseñador y músico Scott Hansen (ISO50, Tycho), también habitante de San Francisco, visitó por primera vez este festival con la intención de disfrutar de la experiencia y de paso sacar alguna que otra fotografía. En pocas palabras lo describe como el paraíso de un fotógrafo.

Por temor a que el polvo del desierto arruinara su Nikon D80, Hansen llevó consigo la pequeña SD780 de Canon, la cual le cumplió más que con creces y lo ha hecho considerar la posibilidad de cambiar de Nikon a Canon.

Las imágenes procesadas posteriormente por el diseñador, nos transportan a paisajes que muchos podríamos imaginar que pertenecen a Marte, la Luna o cualquier planeta extraído de la ciencia ficción. Buen desempeño para una cámara compacta y fácil de transportar.

Por si desean adquirir una copia firmada y numerada por el autor, pueden pasar por su sitio web y de paso darle un vistazo al trabajo de Scott Hansen.